Aprobada mediante Resolución No.1441-9 de Julio de 1998 Del Ministerio del Interior de Bogotá - Colombia.

     twitt1  you1face1

Video Prédica Semana Pasada

Agenda de Eventos CES

 
 

Cómo debemos pensar en medio de la crisis?

Estamos en Febrero 2017 y nos encaminamos a un año, según los economistas, difícil. Para algunos ex ministros de Economía, estamos en recesión. Una palabra muy usada en el último año y que significa: acción de retroceso, implica la acción de no funcionar.


Cuando examinamos esta situación, automáticamente implica replantear metas y objetivos. En términos del país, implica dejar de ser atractivo para nuevas inversiones y crecimiento, Pesimismo es la palabra que estará de moda. Sin duda en las conversaciones con profesionales de toda índole, comerciantes independientes, es el sentimiento que se está generando. Y es real. Ya se escucha las voces de los que piensan emigrar del país.


¿Nosotros los cristianos, como debemos pensar y actuar en esta situación...... Dejarnos llevar por el pensamiento general que tiene serias razones para pensar así o mirar la situación desde otra perspectiva? Creemos en Dios, confiamos en sus promesas y respaldo, pero ¿Que estará dispuesto a hacer EL?
Es un tiempo de prueba tanto para creyentes como no creyentes, nosotros somos llamados a mantener nuestra identidad. Apropiarnos de las promesas del Señor. Es un tiempo donde la fe es probada. Dios puede prosperar nuestra vida en cualquier tipo de situación. La diferencia la hace la obediencia y lo que hemos sembrado para Dios será cosechado ahora. Estamos hablando de una economía sobrenatural, no la de Harvard que depende de circunstancias humanas y de otro tipo de intereses.


Como miembros de la Iglesia que es el cuerpo de Cristo, estamos bajo la promesa dada a ella: "Ni las puertas del infierno prevalecerán contra ella.".... "Jehová es mi Pastor, nada me faltará". El pueblo de Israel fue sostenido 40 años por Dios en la peor recesión: EN EL DESIERTO. No falto la comida, la seguridad, la ropa duro todo ese tiempo, se dio el lujo de hartarse de carne y pan, todo por la acción sobrenatural de Dios.


Que nuestras metas sigan siendo altas, nuestro optimismo está en la presencia y poder de Dios con nosotros. Los apóstoles fueron enviados a conquistar el mundo sin un peso en el bolsillo, en el camino de la acción los recursos llegaron, porque Cristo había prometido: "he aquí yo estoy con vosotros todos los días ". Para nosotros los creyentes este será el año de la mejor cosecha espiritual y la bendición total será sobre los obedientes. ADELANTE!!!

Valora este artículo
(1 Voto)